domingo, 27 de noviembre de 2016

De repente

Y de repente te das cuenta que que la vida no se puede plasmar en un papel,
que el andar cobra sentido cuando tienes los ojos puestos en el hoy y no en el ayer,
que los muchos sueños hacen que permanezcas dormido,
y que no hay nada más vivo que poder despertar.

De repente te das cuenta del valor del tiempo,
que se deprecia a cada instante,
te das cuenta que no son las hazañas ni cuentos,
sino el valor de un acompañante.

Y de repente te das cuenta del frío y del invierno,
del aroma del verano y su recuerdo,
te das cuenta de que nada es eterno,
te das cuenta de la fragilidad del tiempo.

De repente,
así de repente,
vives y mueres,
de repente.

sábado, 12 de noviembre de 2016

Compañía

Compañía,
todos buscamos compañía,
desde que la noche busca al día,
desde que el mar busca a la orilla,
desde siempre y para siempre,
todos buscamos compañía.

Aquella compañía de compartir,
aquella compañía de reír y reír,
aquella compañía de sufrir,
aquella compañía de seguir.

La compañía de las travesuras,
de la juventud y sus locuras,
de pasar largas horas a oscuras,
de planificar aventuras.

La compañía del sufrimiento,
de no entender el entendimiento,
de perder un sentimiento,
del arrepentimiento.

La compañía viene y va,
paga arriendo en un presente fugaz,
y de repente,
de repente se va.

La compañía existe al haber dos nomás,
dos ríos aleatorios sin origen ni final,
sin un cause,
sin un causal.

La compañía es un instinto primal,
tan planificada como un vendaval,
la compañía viene y va,
tan solo viene y se va.

La compañía se encuentra al caminar,
se acompaña si hay oportunidad,
pero es mejor un compañero sin dudar,
uno que no te acompañe,
sino uno que te ayude a caminar.



domingo, 15 de mayo de 2016

Canción

La razón y el corazón,
antagónicos entes,
fuertes y valientes,
enemigos a muerte.

La razón,
tan precavida y minuciosa,
tan calculadora,
tan ansiosa.

El corazón,
tan impulsivo y valiente,
tan conflictivo,
tan ferviente.

El humano es el campo de batalla,
a veces como espectador inerte,
como un público más,
como un  oyente,
a veces es actor,
implacable,
hacedor,
líder del batallón,
dirigente,
que elige el bando ganador,
para nada mas al final,
pertenecer al equipo perdedor.

No hay bando ganador,
ni bifurcación en el camino,
no hay destino sin uno de los dos,
no hay nada de valor,
si el valor se obtiene juntos,
de la amalgamada conjunción,
de la sencilla conversación,
de la danza,
de la fusión,
de lo que los humanos llaman cooperación,
porque razón y corazón,
son tan solo instrumentos humanos,
que al utilizarse juntos,
interpretan la vida,
una canción.

lunes, 21 de marzo de 2016

Unísono

La razón,
todo lo piensa,
todo lo sabe,
nada espera,
y todo lo hace.

El sentimiento,
todo lo pasa
todo lo siente,
nada repara,
y todo complace.

Cuerpo, alma, y espíritu, 
el alma piensa, 
anhela, 
sueña y se desvela, 
el espíritu siente, 
desea, 
sufre y crea.

El alma desea el futuro, 
el espíritu recuerda el pasado.

El cuerpo materializa el tiempo, 
el pasado y el futuro a un mismo encuentro, 
convierte en presente lo que fue y lo que será, 
lo que se fue y lo que vendrá.

Sin tiempo no hay ni razón ni sentimiento, 
no hay anhelo ni recuerdo, 
no hay firmamento.

En el cuerpo se amalgama el tiempo, 
se funden el sentimiento y la razón, 
lo calculador y lo carnal, 
lo preciso y lo pasional, 
la lógica, 
la razón, 
la emoción y el corazón.

¿Acaso no se siente lo que se piensa ni se piensa lo que se siente?

Aquello que se piensa se piensa porque se siente, 
así es como todo comienza, 
tan solo se siente,
la lógica empaca el sentimiento con razones, 
y al final, 
no hay mejor razón que la que no existe.

Aquello que se siente se siente porque se piensa, 
así es como todo persiste, 
tan solo se piensa, 
la emoción adorna el pensamiento con sensaciones, 
y al final, 
no hay mejor emoción que la que persiste. 

Argumentaciones, 
sentimientos, 
no hay mayor distinción, 
el ser humano busca justificar sus sentimientos, 
busca sentir su razonamiento, 
busca reconocer su condición, 
busca conciliarse adentro, 
sin saber que es solo una y no dos.


viernes, 18 de marzo de 2016

También

Hay amores de esos,
de esos clandestinos,
callados,
sin nombre y sin voz,
de caricias,
de gestos,
de dos noches,
de pasión.

Hay amores de esos,
de esos privados,
personales,
con nombre y con voz,
de pensamientos,
de sueños,
de día,
de ilusión.

Hay amores de esos,
que se piensan,
que se sienten,
de los que se desean,
de los que se arrepienten,
hay de esos amores que simplemente aparecen,
de esos que ilusionan,
de esos que apasionan,
de los que se viven y de los que se anhelan,
hay de esos amores,
y también,
también estás tú.

domingo, 13 de marzo de 2016

Humanos

Tan curiosos los simples humanos,
simplemente viven,
simplemente corren,
mueren y caminan,
complicadamente.

Todo lo controlan,
todo lo corrigen,
todo lo meditan y dirigen,
tan curiosos los simples humanos,
nada meditan ni dirigen,
nada lo corrigen,
nada controlan.

Tan ilusos los simples humanos,
manejando la vida,
postergando las partidas,
improvisando y adelantando,
precipitadamente.

Luchando entre mente y corazón,
el instinto y la razón,
pensando,
analizando,
sujetos en una eterna contradicción,
sintiendo,
respondiendo,
sujetos de su propia condición,
tan ingenuos los simples humanos,
soñando planes,
siguiendo impulsos,
y tan sólo siendo reclusos,
de una simple ilusión.

viernes, 11 de marzo de 2016

Ir

Escribir,
describir,
definir,
sentir.

Inhibir,
deshinibir,
mentir,
reir.

Seguir,
construir,
coincidir,
sonreír.

Descubrir,
salir,
ir,
y venir.